Estancamiento muscular técnicas para salir de ellas

¿Por qué sufrimos de estancamiento muscular?

En muchas ocasiones sufrimos de estancamiento muscular a pesar de la intensidad de entrenamiento que realizamos y no comprendemos porque sucede esto.

Existe muchas razones para el estancamiento muscular, pero entre la más comunes se origina cuando nuestros cuerpos y en sí los músculos se habitúan a un tipo de entrenamiento o esfuerzo muscular, por lo tanto ocurre el estancamiento.

Otras de las razones por la cual ocurre el estancamiento muscular, es por la mala alimentación, creemos que la culpa de todo lo tiene el entrenamiento cuando es lo contrario, si la nutrición no está basada correctamente donde los aportes calóricos estén acorde al tipo de entrenamiento, lamentablemente sufriremos de muy poco absorción de los alimentos necesarios y que contengan las vitaminas, minerales y otros nutriente necesarios para un mejor aporte a nuestros músculos.Estancamiento muscular técnicas para salir de ellas

Otras de las causas que podemos mencionar es la atrofia muscular, esta tiene una característica de mantener nuestros tejidos o fibras muscular sumamente delgada, no permitiendo que se reconstruya de manera fuerte y gruesa.

Definitivamente el estancamiento muscular es un punto de limitación de nuestra densidad muscular, es decir, no produce ningún efecto o cambio en el grosor de nuestra masa muscular y se mantiene siempre en el mismo tamaño.

Es importante detectar a tiempo cuál es el motivo del estancamiento muscular, pero es importante no improvisar a realizar cambios desesperados, como por ejemplos entrenamientos de alta intensidad sin control, alimentos de muy poca calidad calórica y proteica, que conduce no solo a un estancamiento muscular, sino a una atrofia muscular, que es altamente negativo para nuestro cuerpo.

Como evitar el estancamiento muscular

Debemos probar distintos tipos de ejercicios por un tiempo determinado, ya que nuestros músculos al adaptarse a una serie de actividades que mantenga los mismos tipos de movimientos y pesos, simplemente entenderán que no hay cambios y pueda evolucionar de forma diferente.

Cambia al menos cada tres meses los ejercicios, como por ejemplo prueba realizar por una semana trabajos de levantamiento de pesas con altar cargas, luego a la siguiente, cambia las altas cargas por altas repeticiones y finalmente prueba realizando ejercicios de super series, que son eficaz para congestionar nuestras fibras musculares, llevándolo a la máxima de aguante muscular.

Combina los tipos de rutinas al menos por cada tres semana, trata de cumplir una rutina de músculos grande con uno pequeño, en ese transcurso de tiempo y luego cámbialo con otros grupos musculares grande con otro pequeño y finalmente combina y luego de varias semanas, músculos grandes con músculos grandes y así de igual forma con los pequeños.

Recomendaciones finales

Los músculos tienden a estancarse cuando se trabajan siempre de la misma manera. Es importante estimularlos o engañarlos realizando diversas combinaciones musculares, pesos de gran cargas y luego combinarlos con altas repeticiones.

La alimentación es uno de los factores predominantes para evitar el estancamiento, ya que si mantenemos un buen régimen calórico, nuestra estructura muscular reaccionara de una buena manera.

Finalmente si no quieres mantener tus músculos iguales y con muy poco crecimiento, debes estimularlos cambiando periódicamente de ejercicio y creando un régimen alimenticio correcto.

Si te ha ayudado este artículo compártelo en tus redes sociales y coméntalo.

Compartelo en...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on PinterestShare on LinkedIn

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *